miércoles, 28 de junio de 2017

hey


http://www.alkolsuzsepet.net/tmp/eccredit.php?capital=pnd26qhu8gvubh89





My best to you
Carmen

martes, 28 de febrero de 2006

Y seguir, seguir


¿Cómo se sale de los malos momentos? Intento no pensar, seguir adelante como un robot y recorrer el camino: Me refugio en las pequeñas cosas que pueden dar alegrías, dicen que todo dolor pasa con el tiempo y las heridas cicatrizan. Yo creo que más bien quedan dormidas, en el fondo de ti, listas para resurgir, acechando su oportunidad.

Intento mantenerlas a raya, pero para ello primero habría que resolver otros problemas y ahora mismo no tengo fuerzas para enfrentarme a ellos.

Seguir el camino, hacia delante, jugar con mi sobrina, abrazar mis peluches, comprarme nuevos muñequitos, jugar y jugar para olvidar, para pasar el tiempo, esa postal que llega, los sellos a los que vuelvo a hacer caso, todo para vivir un presente de pequeños detalles y no pensar en el futuro que me asusta tanto.

Sí, piensan que estoy enferma, agotada por haber trabajado mucho durante demasiados meses, no tengo que dar exageradas explicaciones y si tengo mala cara, siempre alguien tiene una pastilla a mano para ofrecerme.

Y hasta puedo reír (hay tantas risas). Y esta noche iré al teatro, pero me alegraré de la oscuridad.

Y sigo preguntándome ¿por qué?

miércoles, 15 de febrero de 2006

Y decíamos ayer...

Que no me apetece nada escribir, ni siquiera para desahogarme. Demasiadas tensiones y problemas que tendré que solucionar de una vez. Si voy paso a paso y arreglo alguno, tal vez consiga enfrentarme a los demás. Porque con todos de golpe no puedo, me aplastan.

viernes, 27 de enero de 2006

Sin ganas de nada

Me siento como una mosca con las patas mojadas, a punto de ahogarse pero sin fuerzas ya para seguir. Yo soy una de esas patitas empapadas

martes, 17 de enero de 2006

La vida sigue, ¿no es eso?

Hay que cerrar página y seguir viviendo pero no sé si merece la pena: se pierden las ganas de luchar.

Hace ya mucho tiempo descubrí que no he nacido para ser feliz. Intento engañarme y disfrazar las cosas pero alguna vez me lo llego a creer. Y cuando el espejismo se hace trizas aparece la realidad. Y las ilusiones rotas duelen mucho peroel saber que eran eso, ilusiones y aire, te hunde porque no hay salida posible, nunca la habrá.

lunes, 16 de enero de 2006

viernes, 13 de enero de 2006

Ideas confusas

Esta semana hice una entrevista de trabajo un tanto extraña: Departamento de Recursos Humanos, un ambiente muy relajado y me acaban ofreciendo varios trabajos, no sólo aquél para el que había ido en principio. Fue una sensación bastante rara, escoge, mira a ver que te gusta más y llamaré al departamento correspondiente para que te conozcan. Y lo hizo, desde una sala contigua se podía oír como decía “tengo aquí a la persona que andabais buscando para el puesto”. El trabajo parece bastante interesante, el sueldo no es para tirar cohetes pero tampoco cobraría menos que ahora, el perfil tal vez sea un poco demasiado técnico para mí pero ellos están convencidos que no tendría el más mínimo problema: los “peros” los ponía yo: “no sé hacer..”, “nunca he trabajado con...” : ”No te preocupes, que te enseñamos” Y sobre todo, estoy convencida que si hubiera mandado mi currículum a ese trabajo (que por cierto, no aparece anunciado por ningún sitio) nunca se les hubiera ocurrido llamarme. ¿Soy yo o todo esto suena demasiado irreal? Estas cosas no pasan.

No sé si soy demasiado susceptible, si lo que tengo es miedo (también y mucho), tengo buenas referencias de la empresa (y además es bastante grande) pero no puedo dejar de sospechar algo raro.

Mientras tanto están arreglando mi portal y los albañiles se han entretenido cortando mis cables de teléfono. Maravilloso, sin teléfono ni adsl . Y además juegan al pío, pío que yo no he sido...

En fin,que estoy especialmente nerviosa

lunes, 9 de enero de 2006

Problemas con Bloglines

¿A alguien le pasa lo que a mí? No se me actualiza ningún blog de bloglines desde hace unos cuantos días... así que ahora me doy cuenta de lo mucho que me había acostumbrado y el tiempo que me ahorraba. Visitar todas las páginas que suelo leer manualmente para comprobar si hay cambios se me hace muy pesado, cuanto más te facilitan la vida, más difícil se te hace volver al estado inicial. Y si ésto se cumple para pequeñas tonterías como ésta, vuelvo a la "gran duda": cada día más perezosa o realmente el tiempo que gano lo aprovecho en cosas mucho más útiles. Como éste es un caso muy concreto la solución es fácil: es la diferencia entre visitar más o menos las mismas páginas esperando aque se actualicen o visitarlas sólo cuando hay cambios y mientras tanto entrar en otras nuevas. Mejora evidente ¿o no? Teniendo en cuenta que le tiempo que paso en internet es fijo y no depende de circunstancias de internet sino externas. No digo que se pueda generalizar a otros "avances" porque ya empezaría por ejemplo con la invención de la rueda y de ahí nuestra tendencia a volvernos sedentarios. O estoy muy influida por tantos buenso deseos de Año Nuevo? Más bien por mi contínua falta de tiempo que quiero dedicar a demasiadas cosas.


Actualización: Ya se "arregló". Y ahora tengo cientos (sin exagerar: más de 300) post sin leer. No es que la gente no escribiera como sugería Ana... Menos mal que en realidad la mayor parte ya los había leído

viernes, 30 de diciembre de 2005

Ser y parecer.

Estos días tengo que "entretener" a mucha gente como parte de mi trabajo. Y por algún tipo de reacción, vuelvo a pensar cómo me ven los demás. No sé, no es algo que me resulte fácil, ver realmente como parece que soy aparte de lo muy obvio: muy tímida y tremendamente nerviosa. Pero incluso lo de tímida se puede interpretar de muchas maneras: fría, distante... Conversando entre desconocidos o personas con las que he tenido muy poca relación pero que sin embargo han oído hablar de mí me suelo llevar sorpresas, pero lo curioso es que más se las suelen llevar ellos: esperan encontrarse con alguien al que no siempre "encuentran". O si van buscando un "bicho raro" se tropiezan con otro de otra categoría. Y si lo que se juntan son personas que me conocen por motivos diferentes: aún se complica más la cosa, debo ser experta en mil caras. Siempre he pensado que esto ocurre porque tendemos a encasillar a la gente y formar un todo a partir de unas ideas: como si la personalidad fuera con el paquete completo sin muchas variaciones posibles. Y no es así: simplificar a las personas podrá ser la solución más fácil para intentar entenderlas pero lleva a muchos errores. Y una persona callada tranquila bien puede haber recorrido el mundo en solitario; alguien muy friki o muy ratoncito puede disfrutar divirtiéndose como el que más, se podrían poner tantos ejemplos.

Recuerdo en mi época de estudiante, viajes diarios de Zamora a Salamanca en autocar en compañía de otro chico que estudiaba en una facultad cercana y era amigo de uno de mis mejores amigos. Un día nos encontramos los tres por la calle y los dos intentaron presentarme al otro. Resultó que habían hablado bastante de mí, pero nunca a mi amigo se le había ocurrido identificarme como la chica que viajaba todos los días con su amigo. Y eso que él sabía que yo cogía ese autocar todos los días, dónde estudiaba... Cosas curiosas.

En fin, un poliedro con tantas caras tiende a ser una esfera....